martes, 1 de abril de 2014

MUJERES BÍBLICAS: LA HIJA DEL FARAÓN, LA OTRA MADRE DE MOISÉS


Un día la hija del faraón, de la cual no conocemos su nombre, bajó a bañarse al río y descubrió una cestita con un bebé llorando dentro. Se dio cuenta que el niño era hebreo y pensó en la orden que había dado su padre de matar a los pequeños israelitas. Sintió mucha pena. En ese momento, Miriam, la hermana del bebé, que estaba vigilando, le dijo a la princesa si quería que le buscara una nodriza para criarlo. Como ésta asintió, la niña fue a buscar a su madre, con lo cual Moisés fue criado por su propia madre hasta que tuvo 10 u 11 años. Entonces la princesa se lo llevó al palacio donde ella vivía y lo educó como si fuera su propio hijo.
La princesa demostró que era una persona valiente y decidida porque desafió la orden de su padre y también que tenía muy buen corazón porque salvó al niño de la muerte.


No hay comentarios:

Publicar un comentario