lunes, 18 de enero de 2016

UNA HISTORIA DE VERDAD


Esta historia ocurrió en el año 1914, exactamente el día 24 de diciembre.

Había muchos países europeos en guerra y en medio del campo de batalla, ocurrió un fenómeno insólito, inesperado, la llamada "Tregua de Navidad".

Sucedió, que los soldados en sus trincheras pusieron árboles de Navidad y empezaron a cantar villancicos. Los soldados del bando contrario le respondieron también cantando villancicos en su idioma. Al día siguiente, soldados de ambos bandos treparon las trincheras y confraternizaron con el enemigo en la llamada "Tierra de nadie". Se estrecharon las manos, se felicitaron las Pascuas, se intercambiaron regalos como tabaco o periódicos e incluso llegó a jugarse algún partido de fútbol amistoso.

Los altos mandos, al enterarse, se enfurecieron y dieron órdenes prohibiendo cualquier acto amistoso entre los soldados de las dos partes.

El día 26 se reanudaron de nuevo las hostilidades.

¿Qué os parece este hecho?  Meditemos bien la respuesta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario