sábado, 14 de enero de 2012

LA VIRGEN DE LAS TRES MANOS

Las iglesias de Oriente tienen muchas representaciones de la Virgen María. Una de ellas nos llama la atención porque la imagen tiene tres manos. La historia de este icono parece que está en el siglo VIII. En el imperio de Constantinopla había personas que les gustaban las imágenes de Jesús, de María y de todos los santos y otras a las que esto no le agradaba. En esa diferencia de opiniones destacó un hombre llamado Juan Damasceno. A él sí le gustaban y por eso el emperador León Isáurico le cortó la mano derecha y la expuso en público para que las personas vieran lo que le podía pasar si pensaban como Juan Damasceno.
Cuenta la leyenda que Juan pasó toda la noche rezando a la Virgen María y le prometió que si se curaba, siempre estaría a su servicio. Así sucedió, y en agradecimiento, Juan compuso muchos himnos y canciones en honor a María.
Juan colgó sobre la imagen de María una mano de plata.
De este relato se origina la imagen de la Virgen con tres manos.
Juan se fue a un monasterio en Palestina y se llevó el icono. En la actualidad se encuentra en el monte Athos.

Icono es una representación religiosa de pincel o relieve, usada en las iglesias cristianas orientales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario